miércoles, 9 de febrero de 2011

[Copa 2011] Miércoles, 9 de Febrero


Hoy, era un día señalado. Un día marcado en rojo en el calendario, cuando hace 2 meses aproximadamente me comunicaron que probablemente yo sería el elegido para representar a Bkball.net en un evento de gran importancia como es la Copa del Rey.

Y es que, si bien oficialmente mi bautismo se produjo hace 2 temporadas, en la Copa de 2009, yendo como aficionado gracias a Fausto Álava, un ex-compañero de nuestra revista y buen amigo, esta sería la primera Copa que viviría en su totalidad.

Y nada más y nada menos, que como acreditado. ¡Yo en la zona de prensa! ¡Válgame Dios, si no tengo ni idea de escribir! 4 años de intenso trabajo donde he publicado casi 400 artículos en este Medio de Comunicación. 4 años, casi 5, de los 5 que va a hacer próximamente esta revista. Ya que por Febrero de 2006, se produjo el nacimiento del Medio de Comunicación donde os contamos todo lo que sucede en el mundo de la canasta (y del fútbol).


¡Y qué mejor forma de celebrar 2011 que acudiendo a una Copa del Rey! Ataviado para la ocasión, sin afeitar y despeinado, acudía esta tarde de excursión a Madrid. Excursión ya que desde mi casa tengo tan sólo 40 minutos de trayecto hasta el Palacio de los Deportes, donde se celebrará tan magno evento.

Y llegados allí…caos. Prisas. Temor. Pánico. Ver imponente el Palacio de los Deportes. Mi casa durante las próximas 96 horas de mi vida, porque prácticamente saldré de allí para mis necesidades vitales (comer, dormir y…bueno, lo demás lo dejo para mi intimidad. No, no me penséis mal, yo me refería a tomar unas cervezas).

¿Donde se recoge el pase? ¿A donde voy? ¿Donde miro? Nadie sabía nada y no podía adivinar donde ir. Hasta que una caseta, plantada en medio de la zona de entrada del pabellón donde se disputará el evento que llena de orgullo y satisfacción a la ACB, me hacía ver la luz.

Recogida la acreditación (amarilla, muy mona) y pasados los nervios iniciales, comenzaba a asumir la realidad. Y con ello, me fui a la caza de una cámara que pudiera sacar las mejores fotografías posibles de tan crasa circunstancia. Una Pentax X90 que por el módico precio de 300 euros, me acompañará en los próximos 4 días de competición.

Y es que, la realidad es…que yo…seré el acreditado. De mí depende haceros llegar todas las sensaciones de la Copa del Rey. ¡Miedo me da!

En fín, que mañana a las 10 de la mañana me toca el primer evento. Acudiré al Westin Palace a las ruedas de prensa de la mañana.

¡Comienza el espectáculo!



@bbarretea

No hay comentarios:

Publicar un comentario